The dog stroll

Ayer, fieles a nuestra nueva identidad puebleril, encaramos para la plaza para participar de ese acontecimiento único e irrepetible surgido de la tradición de los tiempos antiguos.

Multitudes del lugar montadas en sus carros rodean la central plaza a una velocidad de tortuga mate y familia en mano.
El objetivo final es conocer los entretelones del vicio humano más viejo: el chimento (la prensa rosa, el cotilleo) y enterarse de las ultimas actualizaciones en cuanto a parejas y desparejas se refiere, es....

LA VUELTA DEL PERRO.


En Sunchales no escapa a ninguno de los estándares del país y se cumple rigurosamente, nosotros la hicimos a pié antes de entrar a misa y valía la pena porque a pesar de la hora (18:30) el tiempo estaba espectacular.

Inés se divirtió corriendo (una de sus últimas conquistas físicas) y caminando de la mano de Papá y Mamá. A Eso de las 7 entramos a la parroquia San Carlos y fuimos a misa, pero eso es pan para mañana...

Comentarios