10 de julio de 2006

"...respetando a los demás..."

Ideas dispersas...

¿como congeniar el argumento eterno de "¿que te creés vos para juzgar a los demás?" versus la responsabbilidad de reconocer el error y condenarlo?.

No es que yo particularmente experimente un bloqueo mental a la hora de decir lo que creo firmemente que esta mal o bien, para mi queda claro que lo importante es la verdad. Pero veo que quien escribe "respetando a los demás" (en el sentido de la etiqueta), considera a la actitud de expresar desacuerdo como una postura soberbia y poco cristiana.

Por ejemplo, hoy vino una señora Testigo de Jehova a casa y empezó con lo de los 144000. Entre Bárbara y su experiencia y yo con mis preguntas la hicimos pasar por un momento complicado, pero fue sin encono, simplemente porque tuvo la buena/mala suerte de caer en casa. Sin embargo cuando escribo esto estoy seguro de que alguien va a pensar que fuimos poco caritativos y para nada ecuménicos.

En esto el teclado no ayuda y la mirada si. SI te encontraste en una trifulca de comentarios de blogs o en algún foro, te recomiendo que te juntes con ese a tomar unos whiskies y a charlar de alma atribulada a alma atribulada.

6 comentarios:

  1. totalmente de acuerdo contigo.

    No hay respeto sin caridad y eso aveces implica decir las cosas claras.

    El "tolerante" que hace ver que escucha al otro sin importarle lo que dice ni sus consecuencias, no es tolerante, es sencillamente INDIFERENTE....

    ResponderEliminar
  2. Sí, ahora pasa un poco eso: cuando decís que vos crees que algo no es así, te interpretan que estás juzgando la persona... Juzgar sería, creo, adjudicarle intención o algún tipo de actitud personal, pero decir que la cosa es 'así o asá' no es juzgar la persona, sino la cosa. Hoy, en que más bien valora la intención, esto es dificil que se entienda (yo me meto en cada lío a este respecto...).
    Cuando estaba en el colegio, me acuerdo que unas chicas se ofendieron mucho, porque se habían traído de la calle un carrito, de los que usan los supermercados para el reparto, y les dije que eso era robar (!!!)

    ResponderEliminar
  3. Exacto lo de Menchon, bajo la apariencia de "preocupación por el otro" se esconde un total "desinterés por el otro". El falso "vive y deja vivir".

    Lo de la mirada es verdad y si hablaste bien con la testigo creo que no hiciste mal, hiciste muy bien. Te preocupaste por ella. No hubieras sido caritativo con ella si hubieras dicho: "ah, que siga con su raye, no le voy a complicar la existencia".

    El "método del whisky" me parece bueno pero habría que agregar un límite de copas sino ya se puede ir la cosa para el otro lado y terminar tan mal como en el foro de Internet (o peor).

    ResponderEliminar
  4. Pasaba a saludar. José Menchón se casa esta semana, ¿sabían? Es muy decidido y claro para sus cosas y se da tiempo hasta para blogear. Me gusta su estilo... ¡pero yo quería preguntar por tu familia! :)

    ResponderEliminar
  5. Permiso, pero Josefina me abrió la puerta.
    Intento aporte:
    Alguno más sabio dirá quién lo dijo, y a mi me ayuda mucho. Debemos juzgar la situación objetiva pero no a la persona.
    Juzgar el pecado y no al pecador.
    Yo, gracias a Dios, trato mucho con gentes en situaciones muy complejas, con pasados y presentes muy complicados y, fijar mi corazón en este norte me ayudó a conocer y valorar personas siempre valiosísimas.
    Muy buenos los comentarios.
    Todo un tema.
    Gracias por permitirme entrar.

    ResponderEliminar
  6. Bueno, bienvenido Pablo.
    No seas tan tímido para meterte en est.
    Empecemos a leer pensando cosas.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...